Venezolanos-alegres

Sí, no todo van a ser penurias, el deporte es fuente de salud, de buenos hábitos, de compañerismo, lucha, derrota y por supuesto, victoria.

Es en esta última parte donde nos vamos a centrar, cuando el equipo va unido, donde lo que ocurre en el vestuario es a veces mucho más relevante para el resultado final, que lo que ocurre en la cancha.

Porque la buena sintonía, las cabezas bien afinadas con intereses comunes (ganar partidos) sin rencillas, consiguiendo que el grupo ruja unido, hacen siempre de ese equipo, un ganador.

Trabajo para el entrenador, el director de orquesta que hace de padre, jefe, amigo, mentor, colega y policía, en un equilibrio constante entre la gloria y el abismo más profundo.

La juventud es siempre una gran aliada, da de forma natural una energía y un estado de pertenencia al grupo, que los psicólogos saben bien como fomentar, sobre ello existen muchos estudios.

Por último, la alegría, esa que se lleva bajo la tensión de la competencia, bajo una capa de emociones contenidas que explotan, explotan cuando llega el gol, cuando finaliza el partido y tu equipo es vencedor, todo
sale a la superficie, con fuerza sin igual.

Gracias al trabajo de RedConectate, por recopilar este vídeo recopilatorio de bailes en el fútbol.

alegría en estado puro

septiembre 20, 2019